Logo

Metodología

La metodología del Laboratorio de Innovación Pública busca aplicar las herramientas del diseño de servicios a la solución de problemas públicos. Está basada en el Doble Diamante creado por el Design Council, añadiendo un tercer diamante que permite adaptar el proceso de diseño a las especificidades del diseño e implementación de políticas públicas.

La figura del diamante representa un proceso que se basa en la divergencia inicial del pensamiento, lo que permite explorar una gran cantidad de ideas y puntos de vista diferentes y la posterior convergencia del mismo, en la medida que se seleccionan los hallazgos o soluciones que mejor responden al reto por abordar. El proceso es iterativo, testeando y descartando ideas de forma permanente, considerando la co-creación como un elemento transversal desde la etapa Definir en adelante.

 

Triple Diamante Diseño Servicios Públicos

Fuente: Elaboración propia en base al Doble Diamante (Design Council, 2007).

 

Descubrir

La etapa Descubrir toma como punto de partida la identificación de un problema u oportunidad de mejora, y a través del uso de información cuantitativa y de técnicas cualitativas de investigación en profundidad genera conocimiento detallado sobre las necesidades de usuarios y agentes públicos, generando hallazgos clave que permitan entenderlos en toda su complejidad.

Definir

Esta etapa consiste en el trabajo conjunto con agentes públicos y usuarios para re-definir el problema identificado y estableciendo los objetivos del servicio a diseñar/re-diseñar. Mediante talleres de trabajo se reúnen miembros de todos los actores involucrados los que se replantean las definiciones estratégicas y de generación de valor de los servicios, permitiendo que las soluciones posteriores respondan a las necesidades reales de todos los involucrados.

Desarrollar

Esta etapa comprende el desarrollo de soluciones que son puestas a prueba a través de la iteración con agentes, usuarios y expertos. Se busca desarrollar y testear soluciones diversas de forma rápida y a bajo costo utilizando técnicas de prototipado que permitan identificar fortalezas y debilidades de las distintas alternativas e ir ajustándolas reduciendo el riesgo de las soluciones y la incertidumbre.

Entregar

En esta fase se selecciona una de las soluciones anteriormente testeadas y aprobadas y se la define en detalle creando una solución beta, es decir, un servicio diseñado y listo para implementar, pero que aún debe estar abierto a recibir la opinión y retroalimentación de los actores involucrados una vez que se implemente de cara al público.

Pilotear

Esta fase consiste en la implementación y testeo de la solución beta y su mejora a través del involucramiento de una mayor cantidad de agentes y usuarios. Es una etapa fundamental para la identificación y mitigación de riesgos y tiene el potencial de generar importantes ahorros identificando errores que se pueden subsanar antes de la masificación de los cambios.

Ajustar

La solución beta es ajustada tomando en consideración los aportes y hallazgos levantados durante la etapa Pilotear. Se elaborará un plan de implementación que permita el escalamiento de la solución y su ajuste a contextos específicos, en caso de ser necesario, (estos pueden ser geográficos, de escala o magnitud, entre otros).